Change language
Change country

Cómo contabilizar leasing financiero de tus impresoras

Contabilizar leasing financiero de tus impresoras tiene algunas diferencias con respecto al renting.
Cómo contabilizar leasing financiero de tus impresoras

Contabilizar leasing financiero de tus impresoras tiene algunas diferencias con respecto al renting. Por esa razón conviene que empecemos por asegurarnos que lo que tenemos es un leasing financiero y no un renting.

Te recomendamos:

Mejora tu estrategia de datos de clientes para mejorar los resultados de tu empresa.

¿Qué es un leasing financiero?

Lo primero que debemos saber es que un leasing o arrendamiento financiero de impresoras es un contrato mediante el cual alquilamos las impresoras durante un plazo de tiempo pactado, al final del cual tenemos una opción de compra sobre esas impresoras por un importe llamado “valor residual”.

Esa opción de compra final podemos hacerla efectiva pasando las impresoras a ser de nuestra propiedad o podemos no ejercitarla, teniendo entonces que devolver las impresoras.

En la cuota del alquiler suelen estar incluidos una serie de servicios como son los posibles repuestos que sean necesarios durante su uso, el servicio técnico así como los consumibles.

Se trata de un método de financiación que permite adquirir impresoras de última generación de forma cómoda sin tener que preocuparse de reparaciones durante el tiempo en que se paga la cuota.

Desde el punto de vista contable, conviene distinguir desde el inicio si nos encontramos ante un leasing o un renting. Haciendo bien esta distinción podremos contabilizar leasing correctamente:

  • Leasing financiero. Es cuando desde el inicio del contrato tenemos claro que al final del contrato vamos a hacer efectiva la opción de compra. Es decir, nos vamos a quedar las impresoras.
  • Arrendamiento operativo (renting). Es justo la opción contraria a la anterior. Desde el inicio sabemos que no queremos comprar las impresoras.

 

Cómo contabilizar leasing financiero de las impresoras

A la hora de contabilizar un leasing financiero de impresoras debemos tener en cuenta tres momentos diferentes:

Cuando firmamos el contrato de leasing:

  • En la cuenta correspondiente dentro de las del grupo 21 de Inmovilizaciones materiales apuntaremos el valor al contado (coste) de las impresoras.
  • En la cuenta 524 de acreedores por arrendamiento financiero a corto plazo anotaremos, del total de la deuda, aquella parte que tiene un vencimiento inferior a un año.
  • En la cuenta 174 de acreedores por arrendamiento financiero a largo plazo anotaremos aquella parte de la deuda cuyo vencimiento es superior a un año.

Cuando vamos pagando las cuotas del leasing:

  • En la cuenta 524 de Acreedores a corto plazo por arrendamiento financiero anotaremos la parte de la cuota del leasing correspondiente a amortización.
  • En la cuenta 662 de Intereses de deudas cargaremos los intereses correspondientes a la cuota.
  • En la cuenta 472 de H.P. Iva soportado 21 % anotaremos el IVA que corresponde a la cuota completa pagada (principal + intereses).
  • En la cuenta 572 que corresponde a Bancos anotaremos el importe total pagado (principal + intereses + IVA).

Cuando ejercemos la opción de compra:

  • En la cuenta 524 de Acreedores a corto plazo por arrendamiento financiero anotaremos la última cuota correspondiente al valor residual de las impresoras.
  • En la cuenta 662 no anotamos nada ya que este valor residual no contiene intereses.
  • En la cuenta 472 de H.P. Iva soportado 21 % anotaremos el IVA que corresponde al valor residual de las impresoras.
  • En la cuenta 572 que corresponde a Bancos anotaremos el importe total pagado (valor residual + IVA).

Conviene añadir que para contabilizar leasing correctamente, al cierre de cada ejercicio se debe reclasificar la deuda del largo al corto plazo, para los doce meses correspondientes al año que se inicia. Igualmente debemos contabilizar en cada cierre de ejercicio la amortización de las impresoras para el ejercicio que finaliza.

Digitalización empresarial desde cero

También te puede interesar

Digitalización empresarial desde cero

Artículos relacionados:

  • Procesos de gestión documental

    El archivo de documentos se ha convertido hoy en día en un gran reto para las empresas.

  • Firma electrónica cualificada ¿Cúando utilizarla?

    La firma electrónica aumenta la seguridad, haciendo que el traspaso de información sea más seguro.

  • Archivo de documentos: todo lo que debes saber

    El archivo de documentos sirve para gestionar, clasificar, ordenar y conservar documentos.

Las cookies y su privacidad.

Utilizamos cookies esenciales para hacer que las interacciones con nuestro sitio web sean fáciles y efectivas, cookies estadísticas para comprender mejor cómo se utiliza nuestro sitio web y las cookies de marketing para adaptar la publicidad para usted. Puede seleccionar sus preferencias de cookies usando el botón 'Preferencias' a continuación, o seleccionar 'Acepto' para continuar con todas las cookies.

Preferencias de cookies

Utilizamos cookies para asegurarnos de que nuestro sitio web funciona correctamente o, ocasionalmente, para proporcionar un servicio a su solicitud (como la gestión de sus preferencias de cookies). Estas cookies están siempre activas a menos que configure su navegador para bloquearlas, lo que puede provocar que algunas partes del sitio web no funcionen correctamente.

Estas cookies nos permiten medir y mejorar el rendimiento de nuestra web.

Estas cookies solo se colocan en caso de que usted dé su consentimiento. Utilizamos cookies de marketing para hacer un seguimiento de las páginas que visita de nuestra web para mostrarle contenido según sus intereses y para mostrarle anuncios personalizados. Si no desea aceptar estas cookies por favor marque esta casilla.