El futuro revolucionario de las Fintech europeas.

Los gobiernos y los bancos centrales de todo el mundo están anticipando el boom de las Fintech.
copying graphs onto paper from a tablet

El pasado 7 de noviembre, la startup londinense Revolut anunció su intención de convertirse en un banco. La aplicación móvil ayuda a un millón de usuarios a gestionar su dinero desde sus teléfonos y afirma haber ahorrado a los consumidores 135 millones de euros en tasas de pago desde su lanzamiento en julio de 2015. No obstante, aunque el crecimiento de Revolut es impresionante, es sólo un ejemplo de una industria emergente que se espera que revolucione por completo la economía mundial.

Las tecnologías financieras, o "fintech", son un sector en crecimiento que ha captado la atención de los inversores. ¿Qué sucede cuando se combina el rápido ritmo de innovación del sector tecnológico con la escalabilidad y liquidez del sector financiero? Sólo en la primera mitad de 2017 las empresas de capital de riesgo invirtieron 6.500 millones de dólares con la intención de dar respuesta a esta pregunta. Pero los inversores no son los únicos interesados en el potencial de las Fintech.

En todo el mundo, gobiernos y bancos prevén que el crecimiento de las Fintech podría rivalizar con el "Big Bang" que siguió a la desregulación de los mercados financieros británicos en 1984. Desde Singapur hasta Nueva York, las autoridades y legisladores se esfuerzan por establecer incentivos fiscales, programas de aceleración y oportunidades de financiación para las nuevas empresas que buscan romper con todo lo establecido en el sector de los servicios financieros. En Europa, se podrían crear leyes que promoviesen el crecimiento de las fintech.

La oportunidad del open banking.

Hace sólo unas décadas, la única forma de interactuar con los bancos era visitándolos físicamente. Hoy en día, los bancos de todo el mundo están reduciendo sus operaciones y cerrando sucursales a fin de ofrecer servicios de banca móvil e internet cada vez más sofisticados. Reconociendo esta tendencia, la UE emprendió una serie de reformas que alterarán radicalmente la relación entre los bancos y sus clientes.

La directiva PSD2 motiva a la innovación en el sector bancario.

Primer plano de unas manos utilizando un tablet

En enero de 2018 entró en vigor la Directiva PSD2. Esta legislación requiere que todos los bancos compartan la información de sus cuentas corrientes con terceros a través de una API (interfaces de programación de aplicaciones). Gracias a estas interfaces seguras, empresas como Google, Amazon y Apple podrán ofrecer a sus usuarios nuevos servicios, como el envío de notificaciones que les recuerden cuándo vencen, por ejemplo, sus pagos. Pero no sólo los gigantes tecnológicos de Silicon Valley se beneficiarán de esta legislación.

El objetivo de la PSD2 es fomentar la innovación en el sector bancario mediante la promoción de una intensa competencia por los servicios financieros. Los clientes ya no tendrán que depender de los bancos al proporcionar autorización a terceros para que tengan acceso a sus cuentas. Es decir, los consumidores podrán conceder a los proveedores de las Fintech, como Revolut, acceso completo a sus registros financieros y realizar todas sus operaciones bancarias de forma online.

Los bancos han sido lentos en adoptar la innovación digital y a partir del próximo año se darán cuenta de que están rodeados de nuevos jugadores contra los que tienen que competir. En Europa, esto significará que los proveedores de servicios financieros tradicionales tendrán que modernizarse y encontrar nuevas formas de añadir valor a sus clientes, ya que de lo contrario corren el riesgo de quedarse atrás. En Gran Bretaña, sin embargo, la carrera puede estar ya perdida.

La pérdida del capital financiero.

A pesar de que Europa está abriendo sus servicios bancarios y tratando de acelerar el crecimiento de las Fintech, se está enfrentado en una ardua batalla por mantenerse a la altura de la competencia. En China, donde se está realizando la mayor parte de la inversión en Fintech, el mercado ya tiene un valor de más de 100.000 millones de dólares. En comparación, el mercado de EE.UU. asciende a 36.000 millones de dólares y el de la UE es de sólo 6.000 millones de dólares (cifra que, además, crece lentamente).

La decisión de Reino Unido de abandonar la UE ha puesto en peligro el crecimiento de la industria tecnológica europea y puede provocar daños a largo plazo. Según los expertos de Bruegel, en la actualidad más del 80 por ciento del mercado Fintech de la UE tiene su sede en Reino Unido y sus negocios están creciendo más rápidamente que los del resto del bloque comercial. Cuando el proceso del Brexit finalice en 2019, no está claro cuántas de estas empresas fintech se trasladarán a otras ciudades europeas y qué impacto tendrá en la tasa de innovación de la industria.

Un cambio crucial que el Brexit traerá consigo es la pérdida de movilidad dentro del territorio europeo para aquellas personas con pasaporte británico. Bancos como JP Morgan y Goldman Sachs ya están comenzando el proceso de reubicación de su personal en Frankfurt, Ámsterdam y Dublín. Otra ciudad que parece que se va a beneficiar del éxodo de Londres es París.

El 20 de noviembre se anunció el traslado de la Autoridad Bancaria Europea (ABE) de Londres a la capital francesa. Dado que los servicios financieros son una de las industrias más reguladas, es natural que las nuevas empresas busquen estar cerca de las autoridades que determinan las reglas del juego. Los organismos reguladores de todo el mundo ya están estableciendo entornos especiales para las empresas Fintech, y la reubicación de la ABE podría impulsar a París a convertirse en el centro neurálgico del cambio.

El futuro de las finanzas globales.

Desde el primer ábaco que se inventó, la industria de servicios financieros siempre ha estado marcada por la tecnología de la que depende. No obstante, mientras que las calculadoras fueron reemplazadas por ordenadores y los teléfonos fax fueron cambiados por smartphones, la innovación se ha acelerado y ha creado nuevas oportunidades en la forma en que las compañías pueden gestionar el dinero.

A partir de la crisis económica mundial, esta marcha gradual de la innovación tecnológica se ha convertido en una carrera de fondo, y ahora se ha dado el pistoletazo de salida para encontrar las tecnologías que darán forma al futuro de las finanzas. Si las Fintech son realmente el futuro, está claro que Europa tiene mucho por hacer para ponerse al día.

De vuelta al Reino Unido, Revolut ya ha comenzado el proceso de solicitud de un pasaporte bancario europeo y es posible que tenga que trasladarse parcialmente a algún lugar de la UE. Con el Brexit en el horizonte, las nuevas tecnologías podrían ser cruciales para mantener los servicios financieros europeos en un mercado mundial cada vez más competitivo. 

Innovación

Descubre las tendencias que están arrasando en algunas de las industrias más grandes del mundo gracias a la nueva tecnología.

  • Las plataformas digitales replantean los negocios.

    Con la revolución digital se producen grandes cambios en la planificación empresarial.

  • Más allá del internet de las cosas.

    Los recursos se están ampliando más que nunca, es sólo cuestión de tiempo que las nuevas herramientas se conviertan en algo común.

Las cookies y su privacidad.

Utilizamos cookies esenciales para hacer que las interacciones con nuestro sitio web sean fáciles y efectivas, cookies estadísticas para comprender mejor cómo se utiliza nuestro sitio web y las cookies de marketing para adaptar la publicidad para usted. Puede seleccionar sus preferencias de cookies usando el botón 'Preferencias' a continuación, o seleccionar 'Acepto' para continuar con todas las cookies.

Preferencias de cookies

Utilizamos cookies para asegurarnos de que nuestro sitio web funciona correctamente o, ocasionalmente, para proporcionar un servicio a su solicitud (como la gestión de sus preferencias de cookies). Estas cookies están siempre activas a menos que configure su navegador para bloquearlas, lo que puede provocar que algunas partes del sitio web no funcionen correctamente.

Estas cookies nos permiten medir y mejorar el rendimiento de nuestra web.

Estas cookies solo se colocan en caso de que usted dé su consentimiento. Utilizamos cookies de marketing para hacer un seguimiento de las páginas que visita de nuestra web para mostrarle contenido según sus intereses y para mostrarle anuncios personalizados. Si no desea aceptar estas cookies por favor marque esta casilla.